jueves, 13 de septiembre de 2007

Más sobre la vaca socrática


14 comentarios:

  1. esta seria una vaca socratica tirando a derridiana, por lo deconstruida.

    mientras los entusiastas ecologistas se dedican a salvar a la fauna existente, nosotros nos dedicamos a crearla.

    los dolores del parto seran grandes, pero merecera la pena.

    viva la vaca socratica¡¡¡

    ResponderEliminar
  2. Anónimo: Entre el diseño de la Celia y sus palabras, tengo el alma que no me cabe en el cuerpo. ¿Usted cree que acabaremos transmitiendo esta Buena Nueva a este mundo tan materialista?

    En cualquier caso, más vale fracasar intentando algo grande que no haber fracasado por limitarse a ser un mediocre.

    ResponderEliminar
  3. señor luri, estoy casi convencido de que con un poco de entusiasmo la vaca socratica ocupara el puesto que se merece, y que los siglos le negaron.

    pronto apareceremos en la seccion guay de un programa guay.

    los gentiles necesitan creer y nosotros la pariremos para ellos.

    no hay lugar para el descanso. no caigamos en el desanimo. audaces nos quiere ella.

    viva la vaca socratica¡¡¡


    P.D.: el potencial heuristico de la vaca socratica es inmenso. recuerdelo.

    "dos mil años y ni un solo nuevo dios" ¡¡¡tiembla nietzsche!!!

    ResponderEliminar
  4. Que la criatura no se nos vaya de las manos...

    ResponderEliminar
  5. arrebatos, ya se la esta tomando mas en serio que yo...

    ResponderEliminar
  6. He tenido una pesadilla. En ella, cual Bombay mediterránea, cientos de vacas de vistosos colores paseaban impunemente por Barcelona, comiéndose los geranios de las plazas públicas sin que nadie pudiera reprenderlas por ello.

    Muuuuuuuuuuuuuu

    ResponderEliminar
  7. Quizás debemos cargarnos sobre los hombros una tarea que nos sobrepasa. Pero hay veces en que merece la pena morir abrasado si no puedes vivir sin el fulgor del fuego.
    Tenemos delante una tarea propia de fundadores.

    Anónimo: En el corazón llevo indeleblemente gravado tu grito empañado de dolores de parto: "dos mil años y ni un solo nuevo dios" ¡¡¡tiembla nietzsche!!!

    ResponderEliminar
  8. Como suelo comerme a las vacas no entendí hasta ahora que pudieran ser sagradas. Un dios con una mirada vacuna y socrática no está mal para una religión en plácida cuaresma perpetua

    ResponderEliminar
  9. Sorprendente la imagen seriada y colorista de esta vaca popera , me la imaginaba mas clasica , realista y estatica .Pero esto de que tenga varias caras , es interesante

    ResponderEliminar
  10. La vaca sócrática -o sea, la vaca de Sócrates- era su esposa.

    ResponderEliminar
  11. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  12. no, tumbaito, la vaca socratica era el mismo socrates alimentado por su mujer.

    se hace necesaria aclarar ya de una vez por todas la diferencia entre fealdad y preñez.

    señor luri, vaya pensando la idea de convocar un concilio a este efecto.
    -------------------------------
    borre el anterior, por favor

    ResponderEliminar
  13. No nos precipitemos. Estamos abriendo el camino a los filósofos del futuro. No pretendamos condicionar desde nuestra ignorancia cavernaria lo que ellos devendrán por sí mismos.

    Lo que sí os puedo decir es que no he tenido otro remedio que comenzar a hacer investigaciones. Ahí va la primera conclusión:

    Platón escribió más de medio millón de palabras. De ellas sólo 26 se refieren a vacunos. ¿No es sospechoso? Esta reticencia indica algo que debe ser meticulosamente explorado. En ello estoy... a medida que tengo tiempo. Os iré informando de los resultados de mis investigaciones. Pienso consultar cada referencia platónica a las vacas para ver qué se oculta tras ellas.

    ResponderEliminar
  14. Hay algo tras la vaca que no logro ver, que me ha puesto en guardia y a la vaca bajo sospecha...

    ResponderEliminar

Días de lluvia

Días de lluvia caprichosa. Unas veces, sorda y monótona; otras, violenta, con fuertes ráfagas de viento, que ha llenado las aceras de hojas...