sábado, 16 de junio de 2007

AES+F

Supe de la existencia del colectivo de artistas rusos AES+F con motivo de su reciente presencia en ARCO y en la Galería Salvador Díaz de Madrid. Los integrantes del grupo son Tatiana Arzamasova (1955), Lev Evzovich (1958), Evgeny Svyatsky (1957) y Vladimir Fridkes (1957). El título de la exposición de Madrid era “The Last Riot” y creo que su contenido se corresponde con el material que presentan en el Pabellón Ruso de la Actual Bienal de Venecia.

Hay abundante literatura crítica a disposición de los curiosos en la red. A mi AES+F me llamaron la atención porque creí ver en sus obras la representación del estado de naturaleza de Hobbes, la guerra de todos contra todos llevada a cabo por seres completamente inocentes, pero de los que conviene mantenerse alejado. Formalmente estos artistas juegan con la iconografía clásica (no puedo por menos de pensar en mi admirado Piero di Cosimo, pero también en ciertos manieristas) y del realismo soviético (tamizado, quizás por Neo Rauch), con unas gotitas de realismo postmoderno.

Ellos dicen que en nuestro mundo las guerras reales tienen la apariencia de un videojuego y que es precisamente eso lo que quieren representar. Y eso es lo que yo digo también: que en el mundo de la guerra de todos contra todos de Hobbes los protagonistas son como los muñecos despersonalizados de un videojuego.

“Los héroes de esta nueva época –dicen también los de AES+F- tan sólo tienen una identidad: la identidad del rebelde de la última insurrección. La última rebelión, en la que todos luchan contra todos y contra sí mismos, donde ya no hay diferencia entre víctima y agresor, masculino y femenino. El nuevo mundo celebra el fin de la ideología, la historia y la ética.”
Pues eso, lo que yo digo.

7 comentarios:

  1. ¿Algo así como El Señor de las moscas? Que por cierto el título en hebrero El señor de las Moscas es El diablo, el angel del mal, Belcebú.

    ResponderEliminar
  2. Luis: ¡Ya me estoy cansando de darte siempre la razón! ¡Pero qué le vamos a hacer! Efectivamente: "El Señor de las moscas" es el mundo del hombre natural.

    ResponderEliminar
  3. Júlia: Vengo siguiendo a este grupo desde no hace mucho (menos de un año) y me parece que, ciertamente, vale la pena seguir sus pasos. Quizás así como la filosofía no puede vivir de espaldas a los grandes textos, el arte contemporáneo debería atreverse a mirar cara a cara las grandes obras.

    ResponderEliminar
  4. No lo conocía , buen hallazgo...si manierista , abigarrado , critica social ...magnificas poses de los personajes , cada uno en si mismo es un retrato dentro del todo .
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Estas fotos me producen una extraña sensación de desasosiego, de "esto está mal". Son perversas.
    En fin, exactamente lo que apunta don Luis, igual que El señor de las moscas. Que por cierto, todavía no he comprendido por qué me la dieron a leer como literatura infantil-juvenil.
    ¡Ah, claro, porque salen niños!

    ResponderEliminar
  6. Hay un fondo en etas fotos que genera una inquietud visual, y es esa imitación de los adutlos que provoca morbo. Me vienen a la cabeza los niños kmers rojos de Camboya, con su fanatismo destructivo, que en suma no es sino que la explotación de una naturaleza amoral.

    ResponderEliminar

Nada nuevo...

"La pedante pedagogía -no olvidemos que pedagogía, pediatría y pedantería tienen la misma raíz..." José María Pemán en el pró...