domingo, 20 de mayo de 2007

Schopenhauer: Aforismos sobre el arte de saber vivir

I

Los “aforismos” se abren con la siguiente cita de Chamfort: “La felicidad no es cosa fácil: es muy difícil encontrarla en nosotros, e imposible encontrarla en otra parte.”

II

Es evidente que los sabios de todos los tiempos siempre han dicho lo mismo, y que los tontos, es decir, la inmensa mayoría de todos los tiempos, siempre hicieron lo propio, esto es, lo contrario de lo que los sabios dijeron. Por eso dice Voltaire: “Dejaremos este mundo tan necio y tan malvado como lo encontramos al llegar.”

III

En el mundo no cabe otra cosa sino al elección entre soledad o vulgaridad.

IV

Semejante al gato que comienza inevitablemente a ronronear cuando se lo acaricia, también se pinta una felicidad dulzona en el rostro del hombre a quien se elogia.

V

Nuestra naturaleza animal es, en general, la base de nuestro ser y, en consecuencia, también la de nuestra felicidad. Lo esencial para nuestro bienestar será, pues, la salud, y junto a ésta los medios para nuestra conservación, es decir, unos ingresos seguros.

VI

Cada nación se burla de las otras y todas tienen razón.

VII

La soledad concede al hombre dotado de grandes cualidades intelectuales una doble ventaja: primero, le proporciona la posibilidad de estar consigo mismo; y, segundo, la de no estar con los demás.

VIII

La sociabilidad es una de las inclinaciones más peligrosas, y hasta perversas, puesto que nos pone en contacto con seres cuya inmensa mayoría es moralmente mala e intelectualmente estúpida, o se halla trastornada. El insociable es un hombre que no necesita de ellos.

IX

Pocas cosas hay que pongan a la gente de tan buen humor como que uno les cuente un suceso desdichado del que recientemente acaba de ser víctima; también cuando se les confiesa sinceramente una debilidad personal.

X

Ningún dinero perdemos con tanta ventaja como el que nos timan, pues con él, al menos, compramos nuestra prudencia futura.

XI

Cuando somos jóvenes nos figuramos que los acontecimientos y personajes importantes de nuestra vida anunciarán su aparición precedidos de trompetas y timbales; en la vejez, la visión retrospectiva nos enseña que todos ellos entraron deslizándose sigilosamente por la puerta de atrás y casi inadvertidos.

XII

Mientras somos jóvenes, dígasenos lo que se quiera, creemos que la vida va a durar siempre, y desperdiciamos el tiempo. Pero cuanto mayores somos, más económicos nos volvemos con nuestro tiempo, pues, al llegar la vejez, cada día vivido produce una sensación semejante a la que experimenta el condenado a muerte con cada paso dado hacia el cadalso.

38 comentarios:

  1. Aunque el tipo suena muy bien... muy cinico, inteligente y esas cosas y habla estupendo de la soledad... y que es poco para ''juzgar'' le encuentro algo desalmado... bss

    ResponderEliminar
  2. Usted es tan buena psicóloga como generosa, doña Kasandra. De "algo" desalmado, nada. ¡Completamente! El desalmado más lúcido que ha existido, a mi parecer.

    ResponderEliminar
  3. ¿Y cómo definiría usted la lucidez, Don Gregorio? Me interesa muchísimo. Pero tendría que ser algo comprensible para un niño... por ejemplo yo lo hago asi: la inevitabilidad de ''ver'' las cosas como son en esencia y no como nos las quieren pintar...

    ResponderEliminar
  4. Por cierto, no sé si Schopenhauer sabia que el gato tambien recibe a la muerte ronroneando... y que para algunos el halago por parte de un extraño es la muerte del sentimiento de la cercania. Y sin embargo el gato tambien ronronea a distancia sintiendo la mirada del que ha sido elegido por él como cercano... Puede si que sea su sonrisa

    ResponderEliminar
  5. Doña Kasandra, me pone usted en un aprieto. ¿Qué es la lucidez? Le voy a ser completamente sincero: la capacidad para mirar de cara a cara a la verdad sin deprimirse.

    ResponderEliminar
  6. Schopenhauer y la movida de los 70¡¡ Estoy en el presente - me digo - me descubro una vez más ante tanta sabiduría. Le influyó bastante el hinduismo. Espero que no se cumplan sus aterradoras palabras sobre la vejez ¡Estoy a un paso¡
    Gregorio: cuando ves las cosas tal y como son, te das cuenta y las miras cara a cara ¿No te das un susto?

    ResponderEliminar
  7. Neelam: ¡Y tanto! Y no hace mucho que descubrí que sólo es de verdad inteligente el que sabe engañarse a sí mismo de manera consciente y verosímil. A partir de determinada edad se descubre de verdad el perfil de la naturaleza, tirando de nosotros anónima e inocentemente hacia la muerte.

    ResponderEliminar
  8. Para mí es el filósofo del XIX más humano, lo digo por uno de sus párrafos del mismo libro: "cuando se quiere valorar la condición de un hombre desde el punto de vista de la felicidad, no debe preguntar uno por lo que le complace, sino por lo que le aflige; pues cuanto más insignificante sea lo que le preocupa más feliz será..." en esto, creo yo, se une a los griegos clásicos.

    ResponderEliminar
  9. Que maravilla de definición Don Gregorio... me la apunto :)

    Y buenas noches :)

    ResponderEliminar
  10. Petrusdom... si eso es humanidad y no nimiedad... venga ''dios'' y lo vea. Además de neurosis.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  11. ¡Viva la infidelidad paraxistica, joder!

    (perdone Don Gregorio... me temo que antes del café me debo de haber tomado un par de Albariños de mas durante la cena)

    ResponderEliminar
  12. Petrusdom: Creo entender lo que quieres decir. Sin embargo no puedo estar de acuerdo contigo. Y, desde luego, su madre tampoco lo estaría. Era un personaje huraño hasta la crueldad, misántropo, egoísta, tacaño -por no decir usurero- y, desde luego, poco complaciente con el género femenino. ¡Pero qué gran filósofo!

    ResponderEliminar
  13. Por cierto Don Gregorio... a mi madre si le dio ese ataque de risa. Pero no pasa nada. Ya sabe usted que no entiende la filosofia del Emental

    Buenas noches y un placer de dia.

    ResponderEliminar
  14. Y era infelicidad... menuda dislexia que arrastro hoy con las prisas...

    ResponderEliminar
  15. Claudio

    II
    Al final, la soledad también es de lo más vulgar. Puede no parecerlo por mantener a distancia las comparaciones.

    ResponderEliminar
  16. Don Gregorio ¿existe algún filósofo, digno de mención, que sea amable, simpático o sociable? Lo digo porque, a menudo, tengo la impresión que todas estas sentencias son fruto de la frustración del solitario, de una especie de castrados emocionales.

    ResponderEliminar
  17. Si puedo escoger... serían 4 (VII, VIII, X y XI).

    Saludos.

    ResponderEliminar
  18. Claudio: Sí, en la jactancia de la distancia respecto a los demás.

    ResponderEliminar
  19. Arrebatos: En los grandes hombres vemos amplificados nuestros defectos, pero también nuestras virtudes. Hume es el filósofo que usted busca.

    ResponderEliminar
  20. Shadow: Me resulta extraño saludar a una sombra, pero bueno, eso somos un poco todos en el hiperespacio.

    ResponderEliminar
  21. Me ha recordado esta frase que repito mucho de Voltaire:

    "¡Dios mío, líbrame de mis amigos! De mis enemigos ya me libro yo."

    ResponderEliminar
  22. Alejandro (Puebla, México)6:20 p. m., junio 01, 2007

    Un saludo para todos... no sé, me parece que los aforismos de Shopenhauer pueden resultar "humanos" cuando tomamos en cuenta que buenaparte de la humanidad es falsa, hipocrita, superficial, además de que la gente sensible no se siente bien con los grupos humanos por no sentir un respeto a la persona, más que amargura es cuestión de lucidez, (más que definición yo pienso que la lucidez es un estado "fisiológico", "estar despierto", ser sensible no a realidades más "profundas", simplemente ser sensible), porque también podriamos preguntar: ¿qué persona dentro de los grupos humanos es sincera, que piense en los demás, que sienta el dolor del otro y verdaderamente haga algo por otro?... sin duda las hay, y en este sentido puede resultar inhumano, neurótico, etc... Me parece que en la realidad humana hay diversidad de matices que todos percibimos en la experiencia de cada quien, lo que imposibilita un acuerdo sobre algunas frases que le pueden ir muy bien a gran diversidad de personas... Tal vez Shopenhauer mezclaba lucidez con desencanto y amargura... Gracias...

    ResponderEliminar
  23. .... por no sntir un respeto a la persona...

    ... por no percibir un respeto a la persona....

    ResponderEliminar
  24. "Cásate: si por casualidad das con una buena mujer, serás feliz; si no; te volverás filósofo, lo que siempre es útil para el hombre." Socrates

    ResponderEliminar
  25. Alejandro: Me alegra volver a verte por este café. Te echaba en falta.

    ResponderEliminar
  26. buscando la frase de shopenhauer,he encontrado este lugar, gran hallazgo, lean el cuento "el jugador de futbolín de maelzel"

    iñigo botas (anónimo)

    ResponderEliminar
  27. Disculpe Gregorio, creo que no soy el mismo Alejandro al que usted extraña, es la primera vez que agrego un comentario en este agradable e interesante café... Gracias....

    ResponderEliminar
  28. Perdone, don Alejandro. Bienvenido entonces, y espero que nos volvamos a encontrar por aquí. Está usted invitado a lo que quiera pedir.

    ResponderEliminar
  29. A LOS VIEJOS BUROCRATAS…, y a los Mafiosos, (sus pares), no se les permite morir,
    o abandonar sus trincheras, pues peligra el negocio.

    … Las viejas Mafias, (sobre todo las del Gobierno), no desean juventudes o sangre nueva y romántica, todavía borracha de ideales y de revindicaciones, que preguntan, indagan y hurgan en la basura buscando pruebas, amargando la existencia y amenazando la honorabilidad

    …, de tanto robo y trapos sucios, (pertenecientes al padrinazgo y a la hermandad), y que con tanto sigilo y misterio se ha ido acumulando con los años…, con uno que otro crimen y canalladas al detal…, pues el crimen es endémico e ineludible en el triste negocio de Gobernar
    …, ya sea un País, el Cielo, una Empresa, un Circo
    …, o un equipo e football y hasta una Universidad!

    … Y uno ve con tristezas a estas momias, o “chivos expiatorios”, que tiemblan de miedo, ante las posibles vendetas de sus ”Organizaciones”, dada la complicidad por los favores recibidos y prebendas…, pues no hay perdón para “el soplón”, o para el que abandone la trinchera…, obedientes y esclavos hasta el final!

    …, y se van cayendo, pedazo a pedazo, enfermos, cansados y con el alma hecha girones…, y cuando ya no pueden más les ponen asesores…, mas no los dejan irse a casa, a descansar…, o a morir en paz!.
    Alfonso Játiva Gómez

    ResponderEliminar
  30. deacuerdo con shopenhauer Hegel socabron lo que existe es racional y todo lo racional existe? Eso habla demasiado de la teologia y el nocivo uso que le dio a el preceso Postkantiano este adoquin de espiritu e. Como una persona con un pensamiento tan basico pudo ser el filosofo mas Influyente de Europa en 30 años,Shopenhauer De haber nacido en el siglo XXI tendria el reconocimiento inmediato de sus contemporaneos. no comparto algunas pensamientos de el pero si en su gran mayoria. la vida se puede vivir pero esta condicionada de detalles.

    ResponderEliminar
  31. por si quieren pasarse a www.losbuenosdiasconschopenhauer.tumblr.com

    ;)

    ResponderEliminar
  32. Yo creo que la filosofia de Schopenhauer tiene un trasfondo mucho mas noble y esperanzador del que la mayoria piensa,lo ven como un pesimista, yo lo veo como un gran observador y transmisor objetivo de eso que vé, hay gente a la que le gusta la verdad, y hay otros que prefieren creer que nacimos para ser felices..

    ResponderEliminar
  33. Nahuel... al fin alguien que habla con lucidez aquí. Esa tal *kasandra* lo encuentra desalmado porque seguramente esto es lo único que ha leído de él y sin el debido razonamiento y atención.
    Schopenhauer vivió en una época de crisis filosófica; de ahí el desprecio a las personas. Yo no estoy nada lejos de pensar como él... nuestra época está peor. Y será cada vez más. Pero, eso sí, Nahuel... esperanza y Schopenhauer son todo lo contrario.

    ResponderEliminar
  34. Para muchos hombres, como para esos chicos, batirse en la guerra es sólo un deber para con Dios y con la patria. Para otros, en cambio, es una forma de suicidio.

    Czeslaw Milosz

    ResponderEliminar
  35. Qué excelente, Schopenhauer. Me parece que en él se encuentra un gran pragmatismo, una sabiduría que no se halla por ahí no más. Nahuel lo definió muy bien. De sus palabras se puede intuir que - por el contrario de lo que parece - era una persona muy sensible. De su inteligencia para ver las cosas, ni hablemos.

    Incluso creo que todo lo que tengo para decir del mundo ya lo dijo él (ojalá le llegara a los talones).

    ¿Pesimista...? Lúcido, muy lúcido. Andaba clarito.

    ResponderEliminar
  36. - Schopenhauer "No contradecir a otro; piénsese que si uno quisiera disuadirlo de todos los disparates en los que cree, alcanzaría la edad de Matusalén y aún no habría terminado. También hay que abstenerse de hacer cualquier observación crítica, por muy bienintencionada que sea, al conservar con los demás: pues es fácil ofender a la gente, pero difícil, si no imposible, mejorarla. Cuando los disparates de una conversación que nos vemos obligados a escuchar nos empiecen a irritar, debemos imaginar que se trata de una escena entre dos locos de una comedia. Quien haya venido al mundo para instruirlo seriamente en los asuntos más trascendentes puede considerarse dichoso si no deja el pellejo en el intento."

    Nada más por añadir. Buen artículo. ^^

    ResponderEliminar
  37. Como han cambiado los tiempos: ahora la inteligencia le lleva a uno al cadalso.

    ResponderEliminar

Z.

Me cuenta su viuda que en el transcurso de una revisión, a Z. le encontraron un pequeño carcinoma en un pulmón. Nada grave, en estos tiempo...