martes, 18 de marzo de 2008

El tiempo vuela

Pues sí, es el mismo: Spencer Elden, el bebé de la portada de Nevermind.

4 comentarios:

  1. Saludado queda igualmente.

    Que no se diga que el marketing es cuestión de medios, pues ante la falta de los mismos se utilizaba la creatividad con trucos y espejos de magia visual y limitaciónes técnicas bastante divertidas.

    Sigh! que inocencia y candor de los buenos tiempos de la inconsciencia.

    Mi ilusión sería un día montar una cabina en un Centro Comercial de ésos horteras a imitación de los USA y plantar un estudio de grabación de minidiscos para dedicar, una especie de Karaoke casero con B.S.O. como el que grabó Elvis a su madre, o aquellos grupos de country-rock, ¿cree que sería una buena idea? tengo miles de ideas en ebullición debo ser una enferma creativa.

    Creo que soy demasiado melancólica o que el mundo se ha vuelto tedioso, gordo y aburrido para mí, en fín no sé, me tomaré un café.

    Por cierto, vaya "dedicatoria", debe ser el cambio de tiempo que afecta a mi especie gatuna,
    Miau - Chau!
    Sigh!

    ResponderEliminar
  2. Y hoy en día el chico "smells like teen spirit".

    ResponderEliminar
  3. El tiempo no pasa para la buena música pero vemos que para Spencer sí,jeje De bebé era taaan mooono...:P Saludos

    ResponderEliminar
  4. De lo cual podemos deducir que lo que menos cambia en nosotros es el nombre.

    ResponderEliminar

Acting White

En El Subjetivo