miércoles, 8 de diciembre de 2010

PISA con garbo...

Más opiniones:

1. Sobre los resultados: "Menos euforia exhibió Gregorio Luri al conocer las conclusiones del Informe PISA. «Me alegro y quiero creer que hay un cambio de tendencia, pero tenemos que ser prudentes con estos datos porque la evaluación de sexto de primaria no nos dice lo mismo». En El Periódico.
2. Sobre la comprensión lectora:  "Luri se muestra crítico con las lecturas de los niños catalanes, de los que dice que «leen muchísimo más que en el resto de Europa, pero hasta la adolescencia». «Creo que, en el 95% de los casos, los libros infantiles en catalán y en castellano son a la literatura lo que el chicle a la gastronomía», sentencia. A su juicio, son textos cargados de diálogos y acción que no fomentan el interés por la lectura lenta, compleja en vocabulario y sintaxis, y que acaban «fomentando los vicios que han de combatirse»." También en El Periódico.

14 comentarios:

  1. Ese 95% de chicles literarios se extiende a la -por darle un nombre- literatura para adultos. Prueba de ello no son ya los Dan Browns y compañía sino el hecho que un libro infantil-juvenil como "El niño con el pijama de rayas" acabe convirtiéndose en el más leído o mi-libro-favorito por los adultos, o que los más vendidos en fechas señaladas sean los Buenafuentes de turno.
    Esos libros, Don Gregorio, los leen los adultos hoy, lo que me lleva a pensar que no ha cambiado nada, que no estamos ni mejor ni peor que hace diez, veinte o treinta años. El nivel de la educación en este país es la que es, y tradicionalmente ha sido siempre así, dudo que haya cambiado nada notablemente. Lo que pasa es que ahora, con PISA, nos confronta con otros países y podemos ver con antelación cual es nuestro lugar. Pero no por ello tengo la esperanza en que se produzca un sensible cambio de tendencia. Quizás mejoremos, pero los demás también, lo que nos deja en el mismo lugar. ¿O realmente cree que vaya a cambiar algo?

    ResponderEliminar
  2. Ramón Plas i Arxé, que me daba clase en la Universidad, me dijo un día que no es lo mismo que al comenzar a gatear, a un niño se le caiga encima la Enciclopedia Británica que una pila de Holas o Lecturas. Desafortunadamente, la lectura de los estudiantes está en relación directa con las lecturas de los padres.
    Hace dos años tuve que dejar de pedir Príncipe y mendigo porque la editorial lo descatalogó, puesto que no vendía más ejemplares que los que yo pedía a mis estudiantes. Hoy pido a MacEwan (Las nubes), Delibes (El príncipe destronado) o Pérez Galdós (Marianela)y año tras año compruebo cómo la capacidad de comprensión disminuye en primero y segundo de la ESO. Hasta que la sociedad entera no comprenda que la educación se da dentro y fuera de la escuela, no habrá avance.

    ResponderEliminar
  3. Gabriela: Sabes que tienes todos mis respetos. Algo conozco de tu dedicación a la didáctica de la lectura. Te creo más a ti que a mil PISAs.

    ResponderEliminar
  4. Deberían pasar un Pisa a adultos, empezando por los de los distintos sectores educativos, quizá sería más fácil arreglar el tema. Me extraña ese cambio en tan poco tiempo, la verdad.

    ResponderEliminar
  5. Júlia, maestra: Lo más curioso del cambio es que si se ha producido no se ha debido a ninguna intervención programada de la administración. Los que hemos currado en esto sabemos de la influencia de las lunas en las generaciones.

    ResponderEliminar
  6. Ignorante como soy de cuestiones pedagógicas, intento hacer memoria de mis años tempranos: jamás leí a Salgari, Verne se me caía de las manos a las pocas páginas y me alimentaba de Guillermo Brown, mi héroe indiscutible, y de Tintin y Astérix. Luego, en la adolescencia, me dió por leer, y hasta hoy.
    Igual es por eso que no puedo dejar de notar cierto sesgo intelectual (de este término sólo conozco la acepción negativa) en la insistencia en la lectura. No se trata de decir que hoy sea obsoleta, sino que siempre ha sido cosa de unos pocos, una afición minoritaria como cualquier otra, y no veo nada malo en que sea así. En la escuela puede ser un instrumento, un medio, pero no lo entiendo un fin. Y aún como medio, quizás no el mejor.
    La formación que deseamos que adquieran los jóvenes, sea la que sea, se puede adquirir por muchos otros caminos. A mi modo de ver, no educa mejores personas Delibes que una colección de mariposas o un partido de rugby.
    En cuanto a vocabulario y sintaxis, en mi caso la aprendí de mis maestros, que por suerte sabían hablar bien.

    ResponderEliminar
  7. Claudio: ¡Pero es que en de Guillermo Brown había hasta subjuntivos!
    Efectivamente, el lenguaje se aprende por impregnación (el bueno, el malo y el regular). Respecto a la importancia de la lectura, a mi modo de ver tiene tanta como pueda tener la atención profunda.

    ResponderEliminar
  8. La Enciclopedia Tercer Grado de la que se tenía que examinar mi padre con 11 ó 12 años, a mí me venía grande con 15 ó 16. Ahora no te quiero ni contar a un licenciado de 22 ó 23. Encuentros en la tercera fase.

    Me decía un amigo profesor de instituto: "Mira, Rafa, debería suspender a más del 35% de la clase teniendo la manga muy ancha. Pero si se me ocurriera hacerlo con el 25%, nos venía la inspección de educación a darnos un toque para ver qué estamos haciendo."

    Se falsean las estadísticas; se empobrece la realidad.

    ResponderEliminar
  9. "Se falsean las estadísticas; se empobrece la realidad"

    Pasan los años y el porcentaje de aprobados en Selectividad apenas varía como es público y notorio. Se baja el listón de exigencia y todos contentos salvo en la universidad, especialmente en las ingenierías: antaño no existían clases de preparación, mientras que en estos años se han extendido dado el pésimo nivel en matemáticas y ciencias de los nuevos alumnos.

    O los exámenes de cambio de nivel en los ciclos formativos, con exámenes cada vez menos exigentes para que aprueben el número necesario para cubrir plazas.

    Y todos contentos. Bueno, la masa contenta.

    ResponderEliminar
  10. y en la universidad de magisterio de la UAB se aprueba a todo el mundo....
    Le paso este artículo a propósito de Pisa por si le interesa, ya sé que no sirve de mucho ver lo que hacen os demás pero .. http://blogspersonals.ara.cat/desdelfiord/2010/12/09/pisa-la-remor-i-les-consequencies/

    ResponderEliminar
  11. Teóricamente estoy de acuerdo con todo ésto. Pero mis alumnos de primero de Periodismo (UAB) me han llegado estupendamente preparados, desde el primer día escriben reseñas de libros serios (Kapuscinsky) y en un par de meses han mejorado enormemente su nivel redaccional. ¿Entonces? Como no hay causa sin efecto, entiendo que han tenido unos maestros excelentes.

    ResponderEliminar
  12. Gabriel: La ventaja de mi posición, créame, es que me alegro enormemente cada vez que me aseguran -como lo hace usted- que puedo estar equivocado.

    ResponderEliminar

De vuelta al Café

Vuelvo al Café después de unos días en el infierno (mareos, vómitos, vértigos, incapacidad para soportar la luz... y, además, de Rodríguez)...