sábado, 19 de noviembre de 2011

Una foto impresionante


Llevo un buen rato pendiente de esta impresionante imagen, de la dignidad de esta madre que prepara a su hija para la escuela mientras la niña intenta desprenderse del sueño que lleva agarrado a los ojos. Hay, probablemente, más formas de ser pobre que de ser rico y hay una nobleza en la pobreza que no renuncia a su porción de dignidad que nos deja, con razón, acomplejados. 

13 comentarios:

  1. Impresionante, desde luego... gracias!

    ResponderEliminar
  2. Hay otra manera, ácida, de ver esa realidad, en clave de sumisión, pero prefiero quedarme con la de los buenos sentimientos que genera. Me trae a la memoria la memoria de una emocionante película que debería de ser de visionado obligatorio en las escuelas: "Buda explotó por vergüenza",una película que te acongoja durante todo su metraje y que te despierta una simpatía por la protagnista que llega incluso a las lágrimas, a poco que se peque de sentimental, como es mi caso.

    ResponderEliminar
  3. Jua: Todo puede verse desde lo alto o desde lo bajo. Lo que ocurre es que desde lo alto se puede explicar lo bajo, pero desde lo bajo no se puede explicar lo alto.
    Recuerdo a la niña de la película. Yo también peco de sentimental. Cosa peligrosa. Porque el sentimentalismo conduce fácilmente a la crueldad.

    ResponderEliminar
  4. Es realmente conmovedor como hay personas que del infortunio saben sacar valor y dignidad, no es facil reponerse ante ellas y tener la capacidad de saber donde pueden encontrar una salida

    ResponderEliminar
  5. Imaginemos al lado de ésta una fotografía de nuestros okupas profesionales y será nuestra entera civilización la que se acompleja.
    En cuanto a "Buda explotó por vergüenza", la vi ya empezada en televisión y necesité varios minutos para darme cuenta de que era una película con actores y no un documental...

    ResponderEliminar
  6. Gregorio: En una carta a su biógrafo Jones, Freud habla, orgulloso, de sus hijos para añadir -como de pasada, je- que no sabe cómo le han salido tan buenas personas. O sea, no entiende la bondad.
    De todos modos, desde lo alto, a veces,también me cuesta entender lo bajo... Magnífica escena, que capto de inmediato desde los sentimientos. Ahí, desde luego, se palpa algo verdadero...

    ResponderEliminar
  7. Rubén: A una mujer extremeña le tocó la lotería, Un motón de dinero. Sus primeras declaraciones fueron: pienso dejar mi trabajo en cuanto mis patrones me encuentren sustituta. ¡Eso es grandeza!

    ResponderEliminar
  8. Outsider: La ética es lo que nos permite no caer en el fatalismo.

    ResponderEliminar
  9. Lola: Desde lo alto lo bajo no pierde su bajeza (aunque resulte incomprensible), mientras que desde lo bajo lo alto pierde su grandeza.
    En mis conferencias a los padres, que doy muchas, les paso un test del calidad paterna. Tiene una única pregunta: "¿Os consideráis mejores o peores que el Homer Simpson? Si son peores, no tienen remedio. A poco mejores que sean,están de enhorabuena. Siendo como es, Homer tiene dos hijos extraordinarios... claro que algo tiene que ver su mujer, pero es evidente que no cambiaría a su marido, con todos sus defectos, por ningún otro hombre.

    ResponderEliminar
  10. "Dignitat", quina gran paraula, Gregorio! Només els més vells recorden quan encara estava en els diccionaris.

    ResponderEliminar
  11. Impresionante foto y todo un ejemplo.

    ResponderEliminar
  12. Enric, parece que la palabra en cuestión está luchando por salir a la superficie del diccionario, otra vez (si es que se fue)

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Narciso demócrata o el esnobismo inverso

Leo en el prefacio del Narciso de Rousseau: "Dans un Etat bien constitué, tous les citoyens sont si bien égaux, que nul ne peut êtr...