viernes, 30 de mayo de 2014

Izquierda y derecha

De una manera muy platónica -es decir, recuperando la reflexión de Platón sobre la poiesis, la acción artística- Chesterton describe perfectamente en The Man Who Was Thursday qué es la izquierda y qué es la derecha y me parece que su descripción es precisamente en estos días más actual que nunca. Me refiero al diálogo que mantienen dos poetas, Gregory, que es un hombre de izquierdas, y Syme, que es claramente de derechas. 

Según Gregory, "un artista es un anarquista" y un anarquista, en consecuencia, es un artista. "El hombre que lanza una bomba es un artista" porque sacrifica toda la rutina a un gran momento. Al poeta le gusta el desorden. ¿Por qué toda esa gente que va de aquí para allá en los trenes  tiene un aspecto tan triste y cansado? ¡Porque sabe que el tren está haciendo lo que tiene que hacer! Sabe que si tiene un billete para una estación, acabará llegando a esa estación. Sabe que después de Sloane Square la próxima estación será Victoria, y sólo Victoria. A un poeta lo que lo haría feliz es que la próxima estación fuera Baker Street!

Syme replica que el caos no tiene nada de poético, porque puede llevarte a cualquier parte, a Baker Street o a Bagdad. "Pero el hombre es un mago, y toda su magia reside en esto, en que dice Victoria, y ahí está Victoria". No hay nada más poético que un folleto con los horarios de un tren, que es la prueba del triunfo del hombre contra el caos. Cuando oigo que la próxima estación es Victoria, estoy oyendo al heraldo que anuncia una conquista "Victoria es la victoria de Adán".

A Gregory no le convence nada de esto. El poeta, dice, está descontento incluso en las calles del cielo. El poeta es un hombre indignado.

"¿Qué hay de poético -pregunta Syme- en vivir instalado en la indignación?" Eso es como equiparar la poesía y la enfermedad. Estar indignado o estar enfermo puede ser comprensible en ciertas situaciones, pero eso no tiene nada de poético. Indignarse es como vomitar. Es la salud lo que es poético. Es una buena digestión lo que es poético. "Lo más poético de todo, más poético que las flores, más poético que las estrellas, lo más poético del mundo, es no estar enfermo".

Yo tengo escrito que hay personas que sólo se sienten morales cuando tienen náuseas. Son las dominadas por la indignación moral, que es, precisamente, la actitud que cree más noble el vómito que el apetito. 

17 comentarios:

  1. There is a permanent temptation,particularly for intellectuals,to suppose that one’s virtue is proportional to one’s hatred of vice, and that one’s hatred of vice is in turn to be measured by one’s vehemence of denunciation.
    T. Dalrymple, Our Culture, What’s Left of It

    ResponderEliminar
  2. Aznar, Vidal Quadras, Cañas, Nart...han echado raíces en el solar de la cólera y la indignación, tienen más querencia al enfado que un caballo a la yerba del prado ;luego són anarquistas además de artistas. O no entendí nada (que también puede ser, oye...)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no mezclaría a los cuatro. ¿Aznar es el del Pacto del Majestic con CiU que le exigió la dimisión a Vidal Quadras? ¿El que acordó con Pujol la defensa de la "unitat de la lengua" y se la impuso a Zaplana? ¿Y Nart... no era hasta ayer socialdemócrata?

      Eliminar
    2. Pablo de "Podemos" nos lo explica con una anécdota de Aznar

      https://www.youtube.com/watch?v=vZGqDZLY4bs

      Eliminar
  3. Pero, ¿acaso no se indignaría Syme si creyendo haber llegado a una estación, resulta que está en otra, si dice Victoria y resulta que no está en Victoria?
    Como usted dice que esta reflexión es hoy más actual que nunca me permito relacionarla con la actualidad: acaso no es la derecha - o cierta derecha, como usted quiera - la que sacrifica la rutina a un gran momento pensado que la privatización o liberalización va a resolver nuestros problemas? Si fuera tan simple como que la derecha es conservadora y la izquierda revolucionaria. Eso quizás fue así en otros tiempos. ¿Acaso no son las políticas libertarias las que hoy se imponen en (o desde) la derecha?
    Paco Tocino

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiene usted razón en un asunto no menor: con frecuencia la derecha ignora el legado de grandísimos conservadores como Disraeli o Bismarck. A mi modo de ver se puede ser partidario del mantenimiento del Estado del Bienestar por razones estrictamente conservadoras, al menos hasta donde sea posible costearlo sin recurrir al endeudamiento. Y sobre este último punto recordemos también que quien defendía que "deficits don't matter" era, ni más ni menos, Ronald Reagan. Respecto al tan denostado neoliberalismo, la socialdemocracia debería preguntarse por qué razones ha sido incapaz de mantener el Estado del Bienestar... porque pudiera ser que el malvado neoliberalismo no sea tanto el fruto de una conspiración ideológica como una reacción a los problemas de gestión de las políticas socialdemócratas clásicas. Y esto lo digo sin ningún afán ni dogmático ni provocador.

      Eliminar
    2. Ondia! la cosa se pone interesante: Un miembro más de la baconería: el Paco Tocino!
      Estaría bien, que un día el Gregor, haga recuento y mención de la lista de nónimos y pseudónimos que han aterrizado en este café.
      bacon-con-queso

      Eliminar
    3. Lo que acaba decir....! Grégor....se está pasando Ud últimamente...
      bacon-con-queso

      Eliminar
    4. Sí, don Gregorio, lo que usted quiera. Pero la derecha en este país tiene de conservadora lo que le interesa y cuando le interesa.Y cuando le interesa es tanto o más revolucionaria como cualquier izquierda, al menos en el sentido en que Marx y Engels afirmaban, y creo que con razón, que la burguesía (o el mercado, o como lo quiera usted llamar) es el elemento más revolucionario que hasta ahora ha conocido la historia, echando por tierra todo vínculo que no sea el del interés monetario contante y sonante. No en vano, incluso alguno asociaba hace no demasiado la revolución justamente con un intento de poner en marcha los frenos de emergencia...
      En cualquier caso, me parece que los pares derecha-izquierda conservadurismo-progresismo se quedan ya muy pobres para analizar lo que hoy nos pasa y para tratar de esbozar algún tipo de camino de salida.
      Paco Tocino

      Eliminar
    5. Y de acuerdo con que el neoliberalismo sea quizás una reacción - ¡indignada! - a la pésima gestión de las políticas socialdemocráticas. Quizás también estemos viviendo ahora algún tipo de indignación por la pésima gestión de los pretendidos liberales - que, eso sí, no tiene mucho reparo en echar una capote a la mano invisible cuando conviene y de salvar sus intereses se trata.
      De hecho, cada vez estoy más convencido de que se podría vivir razonablemente bien tanto bajo la socialdemocracia como bajo el liberalismo siempre y cuando fueran gestionadas razonablemente bien, es decir, con las agallas suficientes para castigar como se merecen a aquellos que atentan contra la res-publica (y, sí tengo en mente la vergonzosa "dación en pago" a los banqueros recientemente absueltos).
      Paco Tocino

      Eliminar
    6. Y, por último, saludos, primo con-queso!! ;)

      Eliminar
  4. Don Gregorio, en esta ocasión estoy en desacuerdo con usted. Si bien es cierto que la literatura desempeña un papel importante en a balanza de la dimensión política del hombre, también lo es que la poesía no está necesariamente suscrita a una misión terapéutica. Quiero decir, la escisión entre la salud y la enfermedad pareciera demasiado difusa como circunscribir la multitud de contingencias que entraña el trabajo del poeta. Por otra parte, pienso que la poesía entraña un umbral hermenéutico que trasciende la esfera moral. Aunque, como siempre, celebro el dejo de ironía que se ha convertido en impronta de sus publicaciones.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso de no estar de acuerdo conmigo en algunas ocasiones es algo que me pasa a mi también.
      El de la poesía es, a mi humilde parecer, el tema esencial de la política. Hay dos clases, básicamente, de poetas: los creadores de morales y los que actúan de ayudantes de cámara de sus señores. Por supuesto los segundos son muchos, muchísimos más que los primeros.

      Eliminar
  5. Bakunin: "La pasión por la destrucción es una pasión creativa".

    ResponderEliminar
  6. A mí lo que me ha chocado del discurso youtubero (esto del youtubeo mitinero es como la política-neo-(live)-viral).....
    Bueno, lo que me choca, impacta, atraer mi curiosidad infinita, es cómo el Paulo se refiere a Freud, que tampoco vienen a cuento, como "cocainómano brillante". Es que tiene tema el asunto...bueno dejen, dejen, que sólo es el síntoma que diría Freud o la anécdota sin importancia alguna.....
    Estudiante-de-Wiittenberg

    ResponderEliminar
  7. Cada vez más complicado, el asunto de derecha e izquierda.
    La izquierda más a la izquierda siempre pide libertades, y cada vez que alcanza el poder, termina con ellas.
    Franco, que era un dictador, y además de derechas, es decir, un dictador de verdad, de los que la izquierda, que es la que determina qué es quién, cataloga de tales, hizo un sistema social tal que lo normal era que un trabajo fuese para toda la vida, y que hubiese sanidad y educación públicas. A partir de ahí, todo ha sido desmontar lo público.
    Suárez, que era un franquista, con ayuda de muchos otros franquistas, desmontó el franquismo.
    Los socialistas, en cuanto gobernaron procedieron a empezar a desmontar aquel sistema social del franquismo, en nombre de la modernización, que al principio se llamó reconversión industrial, y que, como se ve, ha dejado bastante poca industria pública..
    Felipe González, socialista de pro, que previamente había abandonado el marxismo, ganó las elecciones pidiendo el no a la OTAN, pero cuando llegó al poder descubrió que éste, como el corazón, tiene razones que la razón no entiende.
    Rajoy iba a solucionarlo todo bajando los impuestos, no como el malvado Zapatero, pero cuando llegó a poder los subió.
    Podemos habrá jodido mucho a la derechona, pero donde hay terremoto es en el PSOE, y a quien ha quitado los votos es a IU, que habría sacado un montón de diputados si hubiese tenido sus votos más los de Podemos.
    La poesía tiene, claro es, lo suyo, pero la política, y lo que los políticos dicen, sí que necesita de hermenéutica fina.

    ResponderEliminar
  8. Gregorio,
    Sobre PISA, acabo de verlo en uno de los blogs que enlaza el suyo;
    http://gigantesdelaeducacion.com/meyer-quien-diga-tener-una-bola-de-cristal-en-educacion-es-un-charlatan/?utm_source=feedburner&utm_medium=feed&utm_campaign=Feed%3A+gigantesdelaeducacion+%28GIGANTES+DE+LA+EDUCACIÓN%29

    ResponderEliminar