jueves, 7 de marzo de 2019

Una carta foral en el bolsillo



1 comentario:

  1. A Ángel Ganivet le tengo especial cariño. Quizá por su trágica y "tenaz" muerte me despierta incluso compasión. También él se tendría que haberse querido un poco más.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Bajo el volcán

Ya no tengo dudas: Dios es de Puebla. Y, por lo tanto, el demonio no puede ser de muy lejos. Así que mientras el cielo nos sorprende co...