martes, 5 de agosto de 2014

¿Cómo sé si soy sabio?

Todo depende de si tengo o no la fuerza suficiente para renunciar.

3 comentarios:

  1. Uno nunca debe ser juez de sí mismo

    ResponderEliminar
  2. La renuncia, ¿no te priva de la experiencia y de la posibilidad de equivocarte, de disfrutar, de sufrir, de decepcionarte o de aprender?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso depende de cómo se quiera vivir la línea, si como una línea o como un zigzagueo constante en un plano.

      Eliminar

El daimon de Bruto

"Era la noche muy profunda, su tienda la alumbraba una luz no muy clara y todo el campamento estaba en silencio. Él, envuelto en sus r...