jueves, 12 de noviembre de 2015

Dos puntos del programa educativo de la CUP

En las "Bases per a un acord polític de futur" editado por la CUP y que acabo de leer con atención, me encuentro con estas dos referencias a la educación (hay más, pero estas son las que más me han interesado):



En la primera parece que se defiende, al menos indirectamente, la escolarización en casa. Hace tiempo que vengo diciendo que el proceso no ha hecho más que comenzar y que será imparable. Forma parte del ADN de la posmodernidad. Si no queremos que nadie nos diga qué tenemos que hacer, pensar o ser, ¿qué papel le queda a la escuela? 

Sobre la segunda, esperar y ver. Alguna vez hablaré de con qué criterios se dan los conciertos. Pero parece que no hay nada más segregador "en función del origen" que la educación en casa.

La fe política

En El Subjetivo