viernes, 21 de junio de 2013

Asalto de ladrones


Francisco de Goya, Asalto de ladrones, 1786-87. 
En poder de algún suertudo.

Iba a hablar de los tertulianos y de cómo si no eres un completo y desacomplejado inútil no puedes simplificar la realidad de la manera mefítica como lo hace la mayoría de ellos. Parecen creer que son tanto mejores cuanto más simple, más sesgada y más parcial es su visión de lo que ocurre. O eso o que sólo les preocupa decir aquello que el público que ellos tanto han contribuido a modelar, está esperando oír.
Sinceramente: cuantos más tertulianos conozco, mejor me cae Jorge Javier Vázquez.

2 comentarios:

  1. ¿en qué tertulias se ha atrevido a entrar, don Gregorio? mediáticas? ay ay

    ResponderEliminar

Magris, otro de los nuestros

Es evidente que el conocimiento fáctico no basta. No basta con saber dónde está el esófago para ser un buen médico ni dominar la gramática ...