jueves, 14 de noviembre de 2013

El papel de los padres

Esta mañana en la salida de un instituto. Un grupo de alumnos, probablemente de primero de ESO, sale con un impreso en la mano. Un niño se lo entrega a su padre. "¿Qué tengo que hacer?",  pregunta el adulto. "Rellenarlo", responde el niño, y añade inmediatamente: "... pero mirando de quedar bien". A mi este consejo filial me parece de lo más sensato. He estado pensando en él esta tarde mientras asistía a una conferencia sobre "El papel de las familias en la mejora de la escuela y del sistema educativo". Una conferencia que sólo me ha parecido seria en lo que tenía de obvio. 


4 comentarios:

  1. En cambio yo, esta tarde he estado en la Fundació Enllaç para asistir a la presentació del libro "Mujeres bajo sospecha. Memoria y sexualidad de las mujeres bajo el franquismo".
    http://www.youtube.com/watch?v=RMAc4O8qiDk

    ResponderEliminar
  2. Para quedar mal tenemos toda la vida por delante...

    ResponderEliminar
  3. Mirar de quedar bien con los electores es lo que hacen las promesas políticas, y ello ha llevado a la perversión manifestada por un inspector: ¿Cómo es posible que un alumno no consiga el graduado en ESO, si ese graduado es como el carnet de identidad, todos han de salir con él? Y salen, en efecto. Son innúmeras las presiones para que eso ocurra, del mismo modo que las hay para no hacer "tapones" que impidan la correspondencia entre matrícula y espacios... Hoy he oído una noticia en la SER espeluznante. Un ayuntamiento ha dedidido implicarse en el fracaso esclar y ha tomado la despilfarradora resolución de contratar 6 profesores de refuerzo ¡para 600 alumnos! Mientras se considere que los profesores son un artículo de lujo, no saldremos del pozo. Mientras los padres lleven a sus hijos al sistema educativo como los enviaban antes a la mili para que los "hicieran un hombre", que decían, mal nos quedamos, porque nuestro sistema educativo está aquejado de parálisis total.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Limitándonos a los padres: en la tan loada Finlandia apenas hay reuniones de padres. Cuando hay un problema con un alumno los profesores tienen la revolucionaria costumbre de... hablar con el alumno.

      Eliminar