sábado, 15 de octubre de 2016

Los tiempos están cambiado... en exceso

Me pide mi amiga B. que escriba algo sobre el premio Nobel de literatura que le han dado a Bob Dylan. Le cuento que mi primera reacción al enterarme ha sido ponerme a recoger firmas para promover a Keith Richards como próximo premio Nobel de medicina.

Que conste que yo me leía los poemas que escribía Dylan en sus años jóvenes, que acabaron en la basura con otros muchos, muchos libros, el día que decidí hacer limpieza de todo lo que sabía con certeza que no me volvería a leer.

No entiendo este premio. Comparo a Dylan con los nombres de otros posibles candidatos, como Claudio Magris, Milan Kundera, Amos Oz, Peter Handke, Paul Auster... y el cantante me parece un enano literario.

En fin, déjenme que les cuente una historia de risa para acabar con esta broma. En La cruz de hierro, la película de Sam Peckinpah, un soldado oye un ruido retumbante, sale de su trinchera y grita: “Tanks! Tanks!” En los subtítulos franceses se puede leer: “Merci, merci!” Quizás todo esto se deba a la genialidad del traductor de las canciones de Dylan al sueco.

12 comentarios:

  1. Cada dia dan premios más raritos, otro tema és, para qué sirve un premio Nobel?

    ResponderEliminar
  2. Ahora, queda cool de narices!
    Muy mal deben estar los Nobel, para usar a Dylan como campaña publicitária mundial!
    Yo de Bob, siendo honesto no voy ni a recogerlo....aunque si fuera digno, iría pero en el discurso explicaría porque no lo pienso aceptar!

    Nada es lo que fue
    y todo sigie igual
    Porque la Nada todo lo quiere
    Y el querer, no tiene igual.

    Heribert Lehnrí

    ResponderEliminar
  3. Un cantante que ha escrito de vez en cuando alguna buena letra...¡Premio Nobel de literatura! - pero no grandes poetas compatriotas suyos como E.E.Cummings, Robert Frost, William Carlos Williams, Wallace Stevens, Elizabeth Bishop o Ezra Pound. O grandes poetas de otros países como Dylan Thomas, Borges, Auden, Celan, Lucian Blaga, Jorge Guillén, Akhmatova, Antonio Machado, Tsvetaieva, Rilke, Mandelstam, Valéry, etc.

    Recordemos una vez más la vergonzosa lista de los escritores importantes que, habiendo podido recibir el Nobel, no lo recibieron: además de los poetas ya citados, Tolstoi, Zola, Galdós, Swinburne, Synge, Soseki, Ibsen, Freud, Virginia Woolf, Conrad, Strindberg, Henry James, Proust, Céline, Joyce, Unamuno, Chesterton, Blaga, Valle Inclán, Jung, Ezra Pound, G. Orwell, H. Broch, Scott Fitzgerald, Musil, Tennessee Williams, Nabokov, Gombrowicz, etc, etc.

    En cuanto a la lista de los escritores mediocres (y hoy olvidados) que lo obtuvieron, mejor no hacerla, para no desacreditar aún más ese premio...

    ResponderEliminar
  4. Lo extraño en el caso de Dylan es que, según el propio comité Nobel, ha recibido el premio no por la calidad de su poesía, sino

    -porque "se ha convertido en un icono".
    -porque "ha sido objeto de muchos estudios críticos".
    -por haber innovado ("por haber creado nuevas expresiones poéticas en la gran tradición de la canción americana").
    -por haber sido "objeto de muchos estudios críticos".
    -porque "como artista ha sido altamente versátil y ha trabajado como pintor, actor y autor de guiones".
    -por haber tenido "una profunda influencia sobre la música contemporánea".
    -por haber escrito "una poesía para el oído".

    Es decir, ha recibido el Nobel de literatura por razones extraliterarias: de imagen, de influencia, de novedad, de versatilidad...

    ResponderEliminar
  5. The answer, my friend, is blowin' in the wind
    The answer is blowin' in the wind.

    ResponderEliminar
  6. Es el imperio arrasador de lo pop: populismo en política, populismo en la justicia y populismo en la cultura.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El elitismo tambien tiene sus sombras y no las quereis ver.

      Eliminar
    2. Claro que las tiene. Pero siempre es mejor ver lo bajo desde lo alto, que lo alto desde lo bajo.

      Eliminar
    3. No le entiendo...

      Eliminar
  7. Modestamente creo que se ha premiado a un bardo y la poesía cantada y cantada ante un público. No a la poesía escrita. No a la poesía en papel.

    La dimensión literaria de una canción es similar a la dimensión de la literatura escénica, es importante y fundamental la puesta en escena. Pocos dramaturgos, ¿Shakespeare?, aguantan una simple lectura.

    Un cómic no puede ser leído sin los dibujos, una canción no puede ser leída sin su música.

    ¿Cuántos premios Nobel de literatura no son escritores de ficción?

    ¿Cuál es la calidad literaria de un libreto de ópera?

    Etc.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bravo ! Buena respuesta !!

      Eliminar
  8. No están todos los que son, pero sí que son todos lo que están en su gran mayoría. Pero sólo hace falta contar para ver que no caben todos, a no ser que fueran dos, o cinco, o diez cada vez. Gracias al Nobel hemos conocido autores que posiblemente no hubiéramos sabido de ellas y ellos. Además, a diferencia de los premios de índole científica, ¿sobre qué principios se adjudican o se critican? El razonamiento que acompaña a cada premio de literatura es tan cierto como discutible.
    Los premios son inofensivos, no afectan a la salud física, mental o monetaria de las personas, que somos todos, ni a las no premiadas. Solamente a los premiados. Y tal vez a la salud psíquica de algunos, por aquello de la envidia o de una equivocada idea de la justicia.

    ResponderEliminar