viernes, 5 de agosto de 2016

Un desertor de la humanidad


Ilustrado, pensativo, dominante, frugal; era un déspota cuyo perfil tenía algo de la terrible austeridad de Robespierre: era, como éste, severo y feroz, implacable y puro (...)

No tuvo más amor que el de la autoridad, y se abrazó  a ella con frenesí; se desposó con la Tiranía y le fue ferozmente fiel.

Era frugal y hasta sucio; comía mal, y vestía peor, no dio nunca una fiesta, ni supo lo que era el lujo... inaccesible a la corrupción como a la piedad. Era estoicamente implacable.
(...)
No salía a la calle sino a caballo, rodeado de guardias, haciendo que cerraran a su paso todas las puertas y ventanas...

Un día hubo más silencio que de costumbre en las habitaciones del sombrío ilusionado... nadie se atrevió a entrar...al mediar el día siguiente, se notaba un mal olor...

El déspota había muerto.
...
Sus funerales fueron suntuosos, y se le levantó un mausoleo, pero un dia manos vengadoras abrieron la bóveda, el cuerpo fue extraído de ella y los perros hambrientos lo devoraron.
...
Para Rodríguez de Francia no quedó tumba donde ponerle un epitafio.
...
Los tiranos son desertores de la humanidad, que ni muertos tienen derecho a refugiarse bajo el pendón de la clemencia humana.

Vargas Vila, Rodríguez de Francia, en Los divinos y los humanos.

3 comentarios:

  1. Señor Gregorio Luri, hace un par de meses sigo su blog con avidez. Soy de Asunción y me he llevado una grata sorpresa al leer algo relacionado a Paraguay, mi país de nacimiento y residencia.

    No podría estar más de acuerdo con este texto, Rodríguez de Francia fue un tirano a todas luces, bien haya sido por las circunstancias de la época o por el mero deseo de controlar el poder. Lo lastimoso es que aquí la historia oficial es de marcado carácter nacionalista y Rodríguez de Francia es considerado héroe y padre de la nación paraguaya, así como Carlos A. López y su hijo Francisco Solano López.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alejandro, un saludo. Se puede ser a la vez padre de la patria y tirano. Espero oír su voz por aquí más veces.

      Eliminar
  2. Gracias a los dos por vuestro escrito y respuesta.
    Conforta ver clarividència.

    ResponderEliminar