martes, 30 de julio de 2013

Diario de Joaquim Renart. 1937 (2)

1 de julio.
Para muchos el dilema es claro. Que se salve la revolución aunque se pierda la guerra. Y no saben ver que la pérdida de la guerra es el derrumbe de todas las ganancias, lícitas o ilícitas, de la revolución.

6 de julio.
El problema de catalanes y castellanos queda siempre en pie. Ni la guerra ni la hospitalidad han podido mitigarlo. En la Plaza de la Lana había, por la calle, un grupo de gente refugiada, de características inconfundibles, que rodeaban a una criatura y le decían:
- ¿Cómo hablan, nene, los catalanes?
Y la infeliz criatura hacía:
- Guau, guau, guau.

18 de julio.
El gobierno, con sentido común, ha prohibido en todo el territorio gubernamental las manifestaciones que se querían hacer con motivo del aniversario de la rebelión militar. Habrían sido unas manifestaciones que podrían derivar en contra del mismo gobierno.

21 de julio.
Hoy hubo en Barcelona una manifestación de mutilados de guerra que reclamaban que les pagaran lo que se les debe.

4 comentarios:

  1. Cómo te agradezco estas transcripciones. Lo del "guau"... Yo no había caído, hasta que me lo dijeron, en cómo puede sonar a un no catalán el "Au", tan corriente. Auauau. Dejando de lado la mala leche, que siempre suele estar, entre buenos vecinos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El autor en realidad escribe lo siguiente (transcribo literalmente):

      El problema de catalans i castellans queda sempre en peu. Ni la guerra ni l'hospitalitat li han pogut res. A la Plaça de la Llana hi havia, pel carrer, un grup de gent refugiada, de característiques inconfusibles, que voltaven una criatureta i li deien:
      - ¿Cómo hablan, nene, los catalanes?
      I la infeliç criatura feia:
      - Bup, bup, bup -com si fos un goset.


      Parece claro que la infeliz criatura no diría "bup", sino "guau".

      Eliminar
  2. ¡Caramba hasta donde se extiende ese presente eterno! A día de hoy, 31 de julio, tampoco la Generalitat les ha pagado a sus trabajadores (hasta las 12, después lo ignoro). El meu amic Joan Carles, amic de la broma, em va fer riure molt amb aquell acudit que el català sonaba com a anous trencades, que li deia un castellà al català, i aquest responia: No ho crec, no ho crec!
    Normativament, ho va transciure bé, perquè he trobat aquestes tres possibilitats: bub-bub / llap-llap / nyip-nyap, però, i això és una questió de caire literari, em semb la que aquesta tossuderia a traduir allò que a la "realitat" es diu d'una altra forma és una manca de respecte envers la realitat. Que no aparegui gairebé ni un mot en castellà en algunes novel·les l'acció de les quals transcorreix a Barcelona, sempre m'ha semblat un misteri profund, d'una banda, i una misèria intel·lectual, que explica moltes coses, de l'altre.

    ResponderEliminar
  3. A mi lo que me ha dejado estupefacto es que el porcentaje de residentes empadronados en Cataluña que tienen por lengua materna el catalán no llegue al 40%.
    Lo del sistema educativo único en el mundo ahora lo entiendo mejor.

    ResponderEliminar

Balmes

Me acaba de llegar: "¡Qué distinta hubiera sido nuestra suerte si el primer explorador intelectual de Alemania, el primer vi...