domingo, 4 de junio de 2017

Locus iste

Tras la comida familiar. Mis nietos alborotaban, que es lo que tienen que hacer, y el resto de la familia estaba de sobremesa. Cansado, me he refugiado en mi cuarto con la intención de rendirme a la tentación apremiante de una siesta. Sus voces me llegaban lejanas mientras Morfeo me abría sus brazos generosos. Dejándome abrazar por él, lo he visto meridianamente claro: "locus iste a Deo factus est" y esto es lo que os cuento al despertarme en una casa en silencio.



Locus iste a Deo factus est
Inaestimabile sacramentum
Irreprehensibilis est.

Una pérfida máquinaria totalitaria

"Es casi imposible haber pasado por las Brigadas Internacionales de España, que eran una pérfida maquinaria totalitaria, y salir libre...