domingo, 28 de abril de 2013

Diógenes

Salvatore Rosa, "Diógenes tirando su cuenco", 1650.

Se cuenta que Diógenes al ver que un niño bebía agua recogiéndola con la mano, se libró de su última pertenencia, un cuenco, por considerar que el niño era más libre que él, puesto que necesitaba menos cosas. 


5 comentarios:

  1. ¿y Diógenes era competente? perdón por el cinismo!

    ResponderEliminar
  2. Tengo que decir que me pasa lo mismo cuando veo a quienes viven sin internet... Diría que es un comienzo...

    ResponderEliminar
  3. “No sois vuestro trabajo, no sois vuestra cuenta corriente, no sois el coche que tenéis, no sois el contenido de vuestra cartera, no sois vuestros pantalones, sois la mierda cantante y danzante del Mundo.”

    "lo que posees acabara poseyéndote". Tayler

    ResponderEliminar
  4. Porque estrecha es la puerta y angosta la senda...

    http://en.wikipedia.org/wiki/Tyler_(Masonic)

    Recuerdo la historia de Sir Siddhartha Gautama; al volver del exilio, mortificacion y abandono de su familia por muchos años, lo unico que le regala a su hijo es un cuenco de madera (de mendigo). Que cosa mas depresiva y ÚTIL a la vez.

    Otra cosa es la secta de la santa pobreza

    Supongo que le daria las GRACIAS a este niño...

    ResponderEliminar

Los inquietantes efectos de la educación

Don Gumersindo de Azcárate, comentando el libro Monarchy and Democracy , del Duque de Somerset (1880), escribe estas inquietantes líneas, q...