miércoles, 31 de agosto de 2011

Releyendo

Normalmente leo demasiado deprisa, dejándome llevar más por la imaginación que por los ojos. La impaciencia lectora, lo reconozco, es un signo de desprecio al autor, porque lo supone, de hecho, poco sutil. Leyendo rápido es cuando creo entenderlo todo.

Sin embargo con algunos autores me demoro en los recodos y de vez en cuando me siento en la necesidad de echar la vista atrás y de volver si es preciso sobre mis pasos para recuperar la frescura de un aroma perdido en el trayecto. Continuamente redescubro que cuanto más lenta es la lectura, más fuerte es la sospecha, al final, de que algo importante del texto se me ha pasado por alto. O, dicho de otra manera: cuanto más lenta es la lectura, más se me impone la relectura.

El autor que me exige una mirada más lenta es Platón. Con el trato de sus textos he ido tomando una clara conciencia de que la lectura atenta, entre líneas, de los diálogos es un antídoto contra el platonismo congénito en todos nosotros (permítanme ustedes que generalice). Me refiero a esa vocación que nos empuja de manera muy convincente a reificar todo aquello que valoramos positivamente.

lunes, 29 de agosto de 2011

Le niqab laïc

La expresión "niqab laïc", que podemos traducir por "nihab laico" o, incluso, por "burka laico" es utilizada por el filósofo Damien Le Guay en su libro La Cité sans Dieu, para referirse al fondamentalismo laico que pretende erradicar la religión (muy especialmente la católica) por considerarla un instrumento de alienación mental.  Los miembros del "niqab laïc" suelen utilizar dos tipos de argumentos que no parecen muy compatibles entre sí: (1) La religión es alienante porque inspira miedo en el creyente (es la vieja crítica de Epicuro) y (2) la religión es alienante porque es inauténtica, es decir, porque reconforta y oculta la finitud del hombre (es la crítica moderna de Heidegger).


Me lo dijo Bette


Bette Davis in ‘All About Eve’, 1950. (gif)

Bette Davis. en "All About Eve", 1950

viernes, 26 de agosto de 2011

El precio de la soberanía

Tiene, comme d'habitude, razón Quiñonero. El PSOE y el PP han pactado la derogación constitucional del socialismo. Claro que "pactar", en este caso, no sé si es la palabra exacta. Podrían no haber pactado y atenerse a las consecuencias. Ya se sabe que en política con mucha frecuencia lo mejor es enemigo de lo bueno. No es bueno, desde luego, renunciar a la soberanía ("¿Soberanía? ¿Qué es eso?", podrían preguntarnos un griego o un portugués), pero es que si no te puedes pagar la soberanía de la que haces gala, estás en manos de quien te presta dinero para ir tirando. Así que nos tenemos que tragar la imposición de Merkel y el BCE que, en resumidas cuentas dicen que la soberanía, es de quien puede pagársela al contado. Lo mismo que el socialismo. En definitiva, que seguimos viviendo a la sombra de la República de Weimar.

Por el hecho de vivir con interés los acontecimientos políticos de los últimos años deberían convalidarnos la mitad, al menos, de una licenciatura de ciencias políticas.

jueves, 25 de agosto de 2011

Cosas del ferragosto

Resulta que los alienígenas son de izquierdas... cosa que no tiene por qué significar, obviamente, que todos los de izquierdas sean alienígeneas.


Más información AQUÍ.


Y ya puestos: AQUÍ hay un cuestionario que pueden rellenar los que han sido abducidos alguna vez en su vida. Todo sea por la ciencia.

martes, 23 de agosto de 2011

sábado, 20 de agosto de 2011

El amor en los tiempos de la pantalla


Escribía hoy en el suplemento Criatures del diario ARA sobre los peligros de la pantalla en la educación de nuestros jóvenes y decía entre otras cosas que en las relaciones cara a cara la distancia no es sentida, sino que es el sentimiento el creador de distancias. Véase la imagen.

viernes, 19 de agosto de 2011

A mi agente provocador

Mi agente provocador me ha llevado esta mañana a mi tienda de discos preferida, el "Wah-Wah" de la calle Riera Baixa, y una vez allí me ha regalado lo que todo niño goloso desearía que le regalaran sus padres, o sea, dos horas de completa impunidad en una pastelería. En mi caso tenía que elegir discos, a mi antojo.

Esos han sido los objetos de mi codicia:
- Anna King, "Back to Soul".
- Jula de Palma, "In Jazz".
- Pat Thomas, "Jazz Patterns"
- Ella Fitzgerald y Duke Ellington, "The Duke Ella's Way".
- Dinah Washington, "I don't hurt anymore".

Y aquí estoy, relamiéndome.

Los números, las noticias, las verdades

"Numbers don't prove truth, of course. But they are measures of commitment, and of political importance. Three hundred times as many people have travelled to Madrid to see the pope as have travelled to protests against him. Which group is more important to know about?"

Todo lo que envuelve la visita del papa a Madrid está teniendo para mí un alto interés, porque viene a ser un test proyectivo de las convicciones de cada cual. Y no andamos muy sobrados de pruebas de este tipo. Me parece especialmente simpática la idea de "no con mis impuestos". Los que se cobijan tras este lema deberían ser coherentes y proponer que se adjunte a la declaración de hacienda de cada uno un listado de actividades a las que no quieres contribuir con tus impuestos. Los gobiernos de turno se evitarían así muchos males de cabeza a la hora de confeccionar los presupuestos del Estado. Sin embargo no encuentro nada simpática, sino muy preocupante, la confusión entre la conveniente laicicidad del Estado y la escasamente conveniente laicicidad de la sociedad. ¿Un Estado laico es aquel que impone su laicicidad a la sociedad o el que, precisamente para apoyar la pluralidad de opciones religiosas, decide situarse en estos asuntos un paso por detrás de la ciudadanía? ¿Qué hay de contradictorio en que un Estado laico apoye una iniciativa religiosa de la sociedad civil? Un Estado laico no tiene por qué ser antireligioso. Más aún: no debería serlo si quiere comprometerse con la defensa del pluralismo. Vergonzosamente demagógico me parece lo de enviar a Somalia el dinero que cuesta el apoyo a una iniciativa internacional que reúne en Madrid a más de un millón de jóvenes de todo el mundo. Cáritas Somalia está actuando en el país desde hace tiempo. De hecho uno de los primeros en dar la voz de alarma sobre la situación de la región fue el obispo de Yibuti y presidente de Cáritas Somalia, Giorgio Bertín. Sospecho, además, que los participantes en la JMJ han colaborado ya con Somalia al menos tanto como lo han hecho los críticos con los fastos de la visita papal.

Tengo la sensación de que lo que molesta a muchos es que haya jóvenes católicos sin complejos a la hora de manifestar sus convicciones. Parece como si entendieran que la proclamación pública de la fe cristiana es un freno para el progreso moral de la sociedad, como si estuviesen convencidos de que sin la Iglesia la sociedad sería moralmente más sana. En todo caso en este debate lo que está en juego no son argumentos lógicos sino convicciones morales. Si es así, entonces hay que prestar atención a lo que Peter Seewald llama "la salida del armario" de no pocos católicos que tenían su fe en "stand by" y que, a medida que van comprobando la imposibilidad de dotar de una dirección moral bien fundada a la autonomía que promete la modernidad, se reencuentran con la religión convencidos de que en la aceptación de la fe hay también la aceptación de una vida existencialmente más densa. Hay diferentes formas de racionalismo. Y no todas están en el ateísmo.

miércoles, 17 de agosto de 2011

Sigue el botellón anti-papa

Confieso que me gusta este cartel de Leo Bassi:


Aunque, me temo, que no por las mismas razones que a su autor.

jueves, 11 de agosto de 2011

Yo si te espero II


Lo repito precisamente porque, ya que no puedo tener la fe de mis abuelos, quiero tener claras mis distancias con los que se escandalizan por tu llegada.

En torno a un dios, decía Nietzsche, todo se vuelve mundo. Basta mirar a los mundos que nos rodean para ver en qué dioses creemos. Cada uno lleva su fe con él a cada paso, porque cada uno de nosotros es un creador de mundo. Nuestra fe es indistinguible de nuestra vida.

El dios de los cristianos no se muestra en ninguna de sus imágenes sino -como cualquier otro dios- en el mundo que se manifiesta para los que creen en él  o, dicho de otra manera, en el mundo que la fe en Él ofrece como reflejo especular al creyente. La manera cristiana de creer en Él y, por lo tanto, de hacerlo presente, es la caridad. Y no están estos tiempos para reírse de ella.

Vins i Divins

Como habíamos quedado a una hora tan indefinida como la de la media tarde, me llevé algo para leer, por si la espera se prolongaba. Justo estaba en "Our pleasure was not merely literary" (un comentario de Lionel Trilling sobre George Orwell) cuando apareció Claudio con dos panes bajo el brazo y después Ferran, con el agravio comparativo de su juventud, y poco más tarde Lola, la entrañable Lola. Y ya habíamos dado con la primera botella de vino cuando se presentaron Carmen y Juan Pedro. Y me preguntaba yo: "¿Quién quiere ser feliz pudiendo vivir así de desgraciado?".

Gracias, amigos.

martes, 9 de agosto de 2011

Una carta para la historia


Transcripción:

DALLAS COUNTY HOSPITAL DISTRICT
Office Memorandum
November 27, 1963

To: All Employees

At 12:38 p.m., Friday, November 22, 1963, President John F. Kennedy and Texas' Governor John Connally were brought to the Emergency Room of Parkland Memorial Hospital after being struck down by the bullets of an assassin.

At 1:07 p.m., Sunday, November 24, 1963, Lee. H. Oswald, accused assassin of the late president, died in an operating room of Parkland Memorial Hospital after being shot by a bystander in the basement of Dallas' City Hall. In the intervening 48 hours and 31 minutes Parkland Memorial Hospital had:

1. Become the temporary seat of the government of the United States.

2. Become the temporary seat of the government of the State of Texas.

3. Become the site of the death of the 35th President.

4. Become the site of the ascendency of the 36th President.

5. Become site of the death of President Kennedy's accused assassin.

6. Twice become the center of the attention of the world.

7. Continued to function at close to normal pace as a large charity hospital.

What is it that enables an institution to take in stride such a series of history jolting events? Spirit? Dedication? Preparedness? Certainly, all of these are important, but the underlying factor is people. People whose education and training is sound. People whose judgement is calm and perceptive. People whose actions are deliberate and definitive. Our pride is not that we were swept up by the whirlwind of tragic history, but that when we were, we were not found wanting.

(Signed)

C. J. Price
Administrator

Vía Letters of Note

Reivindicación del perroflauta

Vía Salmonetes

Decía la sabiduría popular...

...
La vida de los Rodríguez
es muy fácil de contar

pa'comer, pan y cebolla,
pa'cenar, cebolla y pan
y si a la noche no hay olla
otra vez pan y cebolla.


Y por eso me hice hortelano. Esta es mi cosecha matutina:




lunes, 8 de agosto de 2011

Quién pudiera tener un Pla nuestro de cada día...



Pla, grande, grande.

Desde que Anna Punsoda me pasó el enlace de este vídeo, ando enganchado a Pla, a su mirada, sus palabras y sus silencios, a los microgestos que atraviesan su cara, a su cigarrillo y su boina. A su ironía, siempre contenida, porque anda siempre embridando su inteligencia. A esos "¿No lo cree usted?" o "¿Usted me comprende?" o "¡Déjelo, déjelo!"con que se blinda tras un parapeto de cordialidad cuando quiere."¿Qués es la felicidad?", le pregunta Soler Serrano. "¡No tener envidia!", contesta inmediatamente. "A partir de los 35 años -dice en otro momento- el que sigue leyendo novelas es un cretino". Me ha quitado un peso de encima. Pero lo que me interesa subrayar aquí es su tesis de que "el español, me parece a mí que es un hombre insatisfecho" (1:04:14). Llevo varios días dándole vueltas a la idea. Y me parece que lo clava.

Efectivamente: Como los mendigos alimentan sus pulgas, nuestra insatisfacción satisfechos nutrimos.

Noticias sobre mi vida de Rodríguez: Hoy trabajos intensivos en el huerto: cavar y cavar. Tengo las manos despellejadas.

domingo, 7 de agosto de 2011

De Rodríguez II o Los Rodríguez también lloran

Me he ido solo al cine. ¡Y menos mal!

Cuando me encuentro ante películas como la que he visto esta tarde siempre pienso en un frailón capuchino de Alsasua que lloraba mucho en las películas y se justificaba diciendo "¡Si hay que llorar, se llora, y ya está!".

La primera lágrima me ha cogido desprevenido, porque yo pensaba que iba a ver una comedia y me he encontrado con un drama. Bueno, digamos que se trata de una comedia dramática: "La prima cosa bella". Estábamos pocos en el cine. Tres o cuatro parejas y cuatro o cinco almas abandonadas, como es mi caso. A todos nos ha costado levantarnos, pero especialmente a los Rodríguez. Había que dejar un tiempo prudencial para recomponer el porte ante la luz. Me lo hubiera pasado fatal si hubiese ido acompañado.
En cualquier caso, me ha parecido una gran película. Casi diría que es una gran película de las de antes.

De Rodríguez I

O sea, que no hay tiempo que perder.

Desde las 13,30 del viernes estoy oficialmente de Rodríguez. Así que a las 14 h tenía comida en cada de D., que es una mujer tan fantástica que es capaz de invitarte a una ensalada mozárabe (amén de otras suculencias que ahora no me voy a poner a desgranar) cuya preparación le lleva dos días. Estaba J., su marido, E. y El Ogro Romántico, al que en su avanzada adultez han operado de fimosis.

Ayer, cena en Caldetes, porque el verano no sería verano sin el reencuentro con Carmen y Juan Pedro Quiñonero. Además estaba la gran Mercé Ibarz, así que miel sobre hojuelas. Buen cava, buen vino y buena mesa en primera línea de playa. ¡Bendito sea Dios!

Hoy como con mi gata, Bacallà Salat, atún a la plancha y un par de tomates. Que, como se dice en catalán, "cal fer bondat".

sábado, 6 de agosto de 2011

No hay tiempo que perder

Cuando Louis Hubert Lyautey (1854-1934) estaba en África, le pidió a su jardinero que plantara un árbol cuya copa le parecía especialmente majestuosa. El jardinero le informó de que un árbol de ese tipo tardaba doscientos años en alcanzar su madurez. "En ese caso -dijo Lyautey- no hay tiempo que perder. Plántalo hoy mismo"

viernes, 5 de agosto de 2011

Impuestos naturales

Hoy al coger un tomate del huerto una avispa canalla me ha picado en la ceja izquierda. Me lo he tomado como un impuesto revolucionario que la naturaleza nos pasa a los que queremos domesticarla. Pero claro... después de lo de la "tuta absoluta" estarán ustedes conmigo en que la naturaleza se está pasando este año con sus impuestos.

miércoles, 3 de agosto de 2011

De la importancia del matiz...



... o Ginger Rogers sólo hay una.

La prudencia

Si la política fuese un apartado de la teoría política, los grandes teóricos políticos serían los grandes políticos, porque sería lógico esperar de ellos la mayor competencia deductiva. Claro que si este no fuera el caso, habría que sospechar de toda moral que decretara su supremacía sobre la política (que es lo que hacen Rawls o Nozick, que en esto van de la mano). Pudiera ser, en definitiva, que la política tuviera su propia lógica y que cada hecho político se explicara mejor desde la política que desde la teoría. Es esto último lo que nos sugiere Aristóteles al insistir en la especificidad de las cosas humanas. Si fuera así, la capacidad para captar la especificidad del hecho político (la inducción política o la prudencia) sería lo propio del político genuino. Claro que entonces entre ética y política siempre existiría, por la propia naturaleza de ambas, un inevitable  campo de fricción.

El 15 de octubre de 1972 el New York Times publicaba una carta de apoyo a Nixon, que se encontraba en campaña electoral compitiendo con George MacGovern. Estaba firmada por 40 relevantes profesores universitarios, entre los que se encontraban Leo Strauss, Milton Friedman, Robert Nisbert y W.V.O. Quine. Ya habían pasado, pues, cuatro meses del allanamiento de la sede central del Partido Demócrata en el edificio Watergate. Faltaban 22 meses para que Nixon dimitiera por el escándalo.

Los argumentos de los firmantes partían de esta premisa: "De los dos principales candidatos para la Presidencia de los estados Unidos, creemos que Richard Nixon ha demostrado una mayor capacidad para un prudente y responsable liderazgo". Por esta razón confesaban su decisión de votar a Nixon y animaban a los ciudadanos norteamericanos a hacer lo mismo.

Claro que siempre se puede decir que comparando a Nixon con McGovern, los firmantes de esta carta tenían razón. Pero me temo que entonces ya estamos haciendo política.

martes, 2 de agosto de 2011

Futesas varias

I
Yo soy mucho del Quintano, porque es muy perverso y el hecho de que escriba tan bien, aún lo hace más perverso. Si yo fuese adolescente haría lo que fuese por ser de su cuadrilla. Véase:

El prestigio popular de Sabina se basa en la calumnia de que es un poeta, y es un poeta porque escribe sonetos largos.

II
De la justicia utópica


Hablando del coraje, de eros y de la justicia:

III

Otra imagen del verano

James Abbott Whistler
Violet and Silver, 1893

IV
Futesa trascendental:

Aviso a quien quiera darse por enterado de que a partir del viernes, y durante diez días, estoy de Rodríguez. Se aceptan invitaciones, aunque por razones obvias sólo se responderán las que merezcan ser respondidas.

lunes, 1 de agosto de 2011

Sócrates continúa su periplo


He acabado la lectura de un libro sorprendente, Socrates' Second Sailing, de Seth Benardete, que es un afiladísimo comentario de la República de Platón. Un libro tan complejo y cargado de sorpresas intelectuales como éste no puede resumirse, porque sólo se ofrece al lector en la experiencia de su lectura. Sin embargo me parece oportuno ofreceros algo así como un barrunto de su contenido en 9 imágenes sucintas. ¿Que por qué 9? Pues porque el 9 es un número imperfecto:
  • La idea de justicia es el engaño del coraje (thymos).
  • La sabiduría es un ídolo de la caverna.
  • Las ideas son las sombras del muro de la caverna flotando como predicados independientes de sus sujetos.
  • Platón nunca permite a Sócrates hablarnos directamente.
  • El tirano es eros personificado.
  • El eros personificado es el coraje (thymos) [hemos de entender: el coraje no engañado].
  • La moralidad es la animación de las abstracciones matemáticas.
  • El coraje (thymos) es la raíz común de la moralidad y la abstracción y, por eso mismo, también la raíz común de la política y la filosofía.
  • La justicia depende de nuestra capacidad para proyectarnos a nosotros mismos más allá de nosotros mismos.

Una carta de John Dewey